Tras fracasar la reforma constitucional en materia eléctrica en México, que requería la aprobación de las tres cuartas partes de la Cámara de Diputados, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que enviaría al Congreso un proyecto de ley de reforma político-electoral.

Según el presidente, la iniciativa apunta a reducir el tamaño de los legisladores, así como el presupuesto de los partidos políticos y del Instituto Nacional Electoral (INE). Carmen Aristegui conversó sobre este tema con José Woldenberg, expresidente del Instituto Federal Electoral.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.