(CNN Español) — El Ministerio Público anunció este jueves que se abrió una investigación por «los daños causados ​​al Parque Nacional Canaima» y más específicamente al Tepuy Kusari, ubicado frente a la Laguna de Canaima, en el estado Bolívar. Esto, a raíz de una fiesta organizada en este lugar por una empresa y un grupo de personas. Al respecto, la Fiscalía General de la Nación ha instruido a la Fiscalía Nacional 87 de la Defensa del Ambiente para que realice investigaciones rigurosas.

Las imágenes de la extravagante fiesta difundidas por algunos de los invitados, entre ellos Osmel Sousa, exorganizador del famoso certamen de belleza Miss Venezuela, generaron acalorada polémica y una ola de críticas, especialmente entre los activistas ambientales.

En las imágenes se observó cómo, durante una fiesta de cumpleaños, los invitados fueron trasladados en helicóptero y pasaron la noche en tiendas de campaña en un área de un parque nacional que es uno de los destinos turísticos más caros del territorio venezolano.

Vista aérea tomada el 16 de diciembre de 2014 de Auyantepui, una de las mesetas cumbres más grandes de los Altos de Guayana, en el Parque Nacional Canaima, estado Bolívar, región Gran Sabana, sureste de Venezuela. Crédito: FEDERICO PARRA/AFP vía Getty Images

Sousa describe en sus redes sociales que el evento preveía acampar en la selva con un vestido de gala y que cada invitado recibió una pijama a su nombre. CNN se comunicó con Osmel Sousa para obtener comentarios sobre el evento y las reseñas, sin respuesta hasta la fecha.

A través de un video difundido este viernes en sus redes sociales, evocó la polémica al precisar que Canaima es uno de sus lugares favoritos y que “no podría hacer nada para destruirlo”. En este sentido, añadió que “mucha gente siempre hará ecoturismo sin dañar la naturaleza y nosotros hemos hecho lo mismo”. Según él, lo que generó el rechazo de los internautas fue que iban vestidos con ropa y consideraron que si hubieran llevado ropa deportiva “nadie se hubiera puesto nada”. “Y a este de aquí, si lo vuelven a invitar, vuelvo”, dijo Sousa al final de su declaración.

La organización no gubernamental “SOS Orinoco”, dedicada a documentar la situación ambiental en la Amazonía venezolana, señaló en un comunicado que el Tepuy donde se desarrolló el hecho forma parte de un área reconocida por la UNESCO como patrimonio natural de la humanidad. En ese sentido, denunció en el escrito de este domingo que la celebración privada violó dos artículos del Reglamento Parcial de la Ley Orgánica de Ordenación Territorial en lo relativo a la administración y ordenación de Parques Nacionales y Monumentos Naturales.

Precisaron que ello violaría los artículos 19 y 20 de la Ordenanza 276, según los cuales “se prohíben las reuniones y cualquier actividad en densidades superiores a una persona por treinta (30) metros cuadrados, así como el aterrizaje de aeronaves civiles en áreas que no le están autorizadas.

La normativa establece restricciones al aterrizaje de aeronaves, pernoctaciones, producción de sonido o ruido por parte de los visitantes y actividades recreativas, así como la venta, tenencia y consumo de bebidas alcohólicas.

SOS Orinoco, a través de su comunicado, señala que los tepuyes son sagrados en la cultura pemón y que cualquier celebración en el lugar es considerada una falta de respeto.

Precisan que la fiesta en cuestión se realizó para celebrar el 50 cumpleaños de Rafael Oliveros, director de Grupo La Marea y gerente general de Camp Canaima. Oliveros es representante del sector turístico en el Consejo Nacional de la Economía Productiva creado en 2016 por el cuestionado presidente de Venezuela, Nicolás Maduro. CNN se ha comunicado con Grupo La Marea y el Ministerio de Turismo para sus comentarios sobre este asunto sin haber recibido respuesta hasta el momento.

La ONG SOS Orénoque agrega que «al menos 9 vuelos de helicópteros derribaron a los invitados en la mañana del sábado 5 de febrero de 2022, entre las 7 y las 9 de la mañana».

En tanto, el director general de la Fundación Azul Ambientalista, Gustavo Carrasquel Parra, dijo este jueves que ve con preocupación lo que considera una estrategia gubernamental encaminada al desarrollo de un turismo insostenible, pero también irrespetuoso con la legislación de protección de los nacionales. parques .

Carrasquel agregó que “en las imágenes y videos presentados por quienes presenciaron esta actividad, vemos con preocupación cómo una zona muy sensible precisamente a las huellas, los desechos orgánicos, y ni hablar de su lenta recuperación luego de eventos catastróficos como posibles incendios o deforestación”. , que consideró una actividad inapropiada en áreas que necesitaban ser preservadas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.